20 marzo, 2020 In General

ERTE y Coronavirus, todo lo que necesitas saber

Como consecuencia de la aprobación por el Gobierno del Real Decreto 8/2020 de medidas urgentes y extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19, a continuación, hacemos un análisis de las dudas más frecuentes que nos pueden surgir en relación con los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo, conocidos como ERTE.

¿Qué regula este Real Decreto en lo relativo a los ERTE?

Establece una serie de peculiaridades con respecto al procedimiento establecido en el 47 del Estatuto de los Trabajadores en cuanto a la suspensión de contratos en los supuestos de ERTE por fuerza mayor, como es el caso de la Panaderia que sufrimos.

¿Qué empresas pueden solicitarlo?

Todas aquellas empresas cuya actividad se haya visto gravemente afectada por la emergencia sanitaria del COVID-19, de forma directa e indirecta.

¿Qué plazo tarda en aprobarse el ERTE?

En otras circunstancias los plazos podían durar semanas, en este caso está previsto que el expediente pueda aprobarse en el plazo de 5 días, plazo que podrá ampliarse en el caso de que se retrase el periodo de consultas de los trabajadores que será como máximo de 7 días.

¿Qué efectos despliega el ERTE una vez aprobado?

Una vez finalizado el procedimiento, la empresa queda eximida del pago de los salarios a los trabajadores como consecuencia de la afectación de la actividad de la empresa por la fuerza que representa la pandemia.

Los trabajadores pasarán a cobrar el desempleo de forma temporal y la empresa queda exenta del abono de la aportación empresarial a la Seguridad Social, exención que será íntegra en los casos en que tenga menos de 50 trabajadores.

Si tuviera 50 trabajadores o más, en situación de alta en la Seguridad Social, la exoneración de la obligación de cotizar alcanzará al 75% de la aportación empresarial.

¿Cómo afecta a los trabajadores?

Los trabajadores no irán a trabajar y tendrán derecho a cobrar el desempleo, (70% de la base reguladora) para lo que no será necesario tener un tiempo mínimo cotizado, cuyo periodo además contabilizará como periodo efectivamente cotizado.

Muy importante es la disposición adicional sexta, que condiciona la aplicación de todas estas medidas al compromiso de la empresa a readmitir al trabajador o trabajadora una vez superada la situación y de mantenerle en el empleo durante el plazo de 6 meses desde la reanudación de la actividad.

¿Qué pasos hay que seguir?

        1.- El procedimiento se iniciará mediante solicitud de la empresa afectada, que deberá acompañar un informe relativo a la vinculación de la pérdida de actividad como consecuencia del COVID-19, junto con la correspondiente documentación acreditativa. Este informe es fundamental que esté debidamente justificado para que la autoridad laboral pueda resolver de forma favorable.

        2.- Comunicación a los trabajadores y a sus representantes. La empresa deberá comunicar a los trabajadores que se ha procedido a solicitar el procedimiento de suspensión de contratos de trabajo y trasladarles el informe realizado y documentación acreditativa, en caso de existir, a la representación de aquéllos.

        3- Constatación de la fuerza mayor por parte de la Autoridad laboral, que realizará las comprobaciones que estime necesarias para la aprobación, independientemente del número de trabajadores afectados.

En el supuesto de que no exista representación legal de los trabajadores, la comisión estará integrada por los sindicatos más representativos del sector al que pertenezca la empresa y con legitimación para formar parte de la comisión negociadora del convenio colectivo de aplicación. La comisión estará conformada por una persona por cada uno de los sindicatos que cumplan dichos requisitos.

En caso de no conformarse esta representación, la comisión estará integrada por tres trabajadores de la propia empresa, elegidos conforme a lo recogido en el artículo 41.4 del Estatuto de los Trabajadores.

 El periodo de consultas no podrá exceder del plazo máximo de 7 días.

        4.- Recibida la solicitud por la autoridad laboral, ésta en un plazo de 5 días, previo informe (potestativo para la autoridad laboral) de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social emitirá su resolución constatando la existencia, cuando así los haya estimado, de la fuerza mayor alegada por la empresa. Una vez recibida dicha resolución los efectos surtirán desde la fecha del hecho causante de la fuerza mayor.

¿A qué profesional puedo recurrir?

Desde el área de derecho laboral de Hidalgo Asociados te informaremos, de forma gratuita y sin compromiso, de cuantas dudas te surjan en la tramitación y efectos de los ERTE.

Para ello, puedes ponerte en contacto con el despacho en los siguientes números de teléfono 958260875 y 653938656 y a través de los correos despacho@hidalgoasociados.com; rvs@hidalgoasociados.com, y le atenderemos, dada la gravedad de la situación, de forma inmediata.